El sorprendente gesto de Alexia, la hija de Máxima, en el nuevo posado de la familia real

Comenzaron las vacaciones para la familia real holandesa que se presentó esta mañana, radiante y muy puntual, en los jardines del palacio Huis ten Bosh para el tradicional posado de verano que marca el final de la temporada laboral de los reyes.

Una reacción fuera de protocolo de Máxima dejó al descubierto un detalle suyo nunca antes visto

Sin especulaciones de tiempo, la familia lo dio todo en este nuevo retrato familiar tal como lo viene haciendo desde hace años. Hay fotos de todo tipo: de los reyes solos, de sus hijas solas, en grupo e individuales. Poses y sonrisas para todos los gustos.

Dos veces al año, los Orange se ponen a disposición de la prensa para fotos y preguntas

Dos veces al año, los Orange se ponen a disposición de la prensa para fotos y preguntas

Como es habitual, Guillermo, Máxima, Amalia, Alexia y Ariane protagonizaron la sesión de fotos de la jornada y no defraudaron con sus looks siempre dignos de ser mencionados. A diferencia del año pasado en que aparecieron todos combinados de blanco y celeste, en esta ocasión la familia parece haberse puesto de acuerdo en evitar el composé y en darle libre albedrío al color.

Máxima lució un vestido largo con estampado tropical en tonos naranjas y blancos. Ariane, su hija más pequeña, también eligió un vestido –corto para la teenager- azul y rojo que llevó con unas sandalias de taco sensato. El rey sorprendió con el tono bordó de su saco, una elección que viene siendo cada vez más osada en el caso del royal siempre acostumbrado a los grises y azules.

La triste despedida que empaña las vacaciones de Máxima en Grecia

Pero el cambio más radical fue el de la princesa Amalia que, lejos del camisero celeste del año pasado, eligió un blazer recto en un apasionado rojo que combinó con jeans ajustados y sandalias negras con tachas. Un look impecable para evitar las críticas sobre su estilo que recibió el año pasado.

Las princesas dieron cátedra de estilo

Las princesas dieron cátedra de estilo

A diferencia de otras ocasiones en las que siempre se terminaba convirtiendo en la reina de la jornada gracias a sus sonrisas y poses, el espíritu de Alexia no era el mismo de siempre. Con el pelo planchado, casi a cara lavada, pantalones verdes y blusa de mangas abullonadas, la princesa decepcionó a los fotógrafos por su falta de entusiasmo. Quizás la actitud haya sido fruto de un consejo real o tal vez también puede ser el estado de ánimo de la adolescente que ve empañado su futuro de acá a unos meses cuando se tenga que trasladar como pupila al colegio para royals en Gales.

El secreto detrás de la tiara “desmontable” de Máxima: un reinado sin usarse y un diamante azul pálido

Máxima con un vestido veraniego y el rey con un osado saco bordó

Máxima con un vestido veraniego y el rey con un osado saco bordó

La prensa acreditada dispuesta a hacer su trabajo en los jardines del palacio Huis ten Bosch

La prensa acreditada dispuesta a hacer su trabajo en los jardines del palacio Huis ten Bosch

Fuente: POLÍTICA | https://www.lanacion.com.ar/
El sorprendente gesto de Alexia, la hija de Máxima, en el nuevo posado de la familia real

También te puede interesar

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.