Conmovedor. De paseo, un perro descubrió algo misterioso en una conservadora abandonada y sus ladridos ayudaron al rescate

Como todas las mañanas, Koda, un husky siberiano, emprendió su caminata para hacer sus necesidades y dar su paseo habitual. Sin embargo, lo que su humana nunca imaginó era que ese día su amigo de cuatro patas estaba a punto de salvar una vida.

Bien temprano, alrededor de las 5:45 AM, Koda caminaba por su ruta habitual que bordea el edificio de Rescate de Fearless Kitty en Arizona, Estados Unidos. Generalmente se detiene para olfatear el área, pero esta vez hubo algo diferente. Koda se dirigió directamente al banco de donaciones donde había una conservadora cerrada, sin agujeros y envuelta en una gran bolsa negra de basura. El perro se paró frente al bulto y comenzó a ladrar y olfatear cada vez con mayor insistencia. Algo había allí.

De abandonado a bon-vivant. Quemado, pasó dos días en una caja llena de excrementos; hoy vacaciona en el Ritz

Cuando esa mañana Koda salió se paseo, su humana jamás imaginó que salvaría una vida.

Cuando esa mañana Koda salió se paseo, su humana jamás imaginó que salvaría una vida.

Su humana le hizo caso. Se acercó a la conservadora y cuando abrió el cierre, un gato negro asomó la cabeza y comenzó a jadear desesperadamente en busca de aire. No había un segundo que perder. La mujer tomó su celular, se comunicó con el refugio y un voluntario salió a recibirla.

Del shock a la recuperación

Inmediatamente la ingresaron, le dieron los primeros auxilios y verificaron que no hubiera alguna herida o condición que requiriera atención de urgencia. La gata, a la que llamaron Juliane, estaba en shock. “Es un animal muy dulce, pero también nervioso y tímido”, dijo una de las voluntarias. “Pero le encanta que la acaricien, ronronea y se da vueltas boca abajo. La capacidad de recuperación de ella, al pasar por lo que pasó, es realmente asombrosa”.

.

.

Sin embargo, aunque Juliane está en plena rehabilitación emocional, todavía hay un asunto de salud que tiene preocupados a los veterinarios que llevan su caso. Es que luego del examen se encontró que la gata tiene una gran masa en la cola que requerirá cirugía. Una vez que se haya curado y se sienta mejor, Juliane estará lista para comenzar su búsqueda de un hogar para siempre.

Las pupilas dilatadas de Juliane, un indicio del estado de shock.

Las pupilas dilatadas de Juliane, un indicio del estado de shock.

A pesar de lo dramático de la situación y del hecho de que Juliane fue abandonada, desde Fearless Kitty Rescue quieren hacer foco en el gesto de Koda y su humana al salvarle la vida a esta gata. En cuanto a su cola, aclaran que están esperando los resultados de la biopsia que se le hizo a través de los colegas en el Hospital de Animales de El Dorado. Además, se ha programado su cirugía para el 31 de julio y en esa fecha se determinará si tendrá que ser amputada o si podrá conservarla.

Juliana es tímida y miedosa. Mientras espera por su cirugía, será transitada en un hogar.

Juliana es tímida y miedosa. Mientras espera por su cirugía, será transitada en un hogar.

“La buena noticia es que mientras espera, Juliana irá a un hogar de tránsito para ayudar a descomprimir su ansiedad y que pueda estar en un lugar tranquilo. No hay nada malo con su salud -a excepción de la cola-. De hecho, ha mostrado muy buenos signos clínicos pero creemos que simplemente necesita relajarse y estar en un ambiente donde pueda sentirse cómoda después del estrés que pasó”, explicó una de las responsables de su cuidado en el refugio.

Gracias a Koda, Juliane tiene una segunda oportunidad de una vida feliz, lo que demuestra que los ángeles de la guarda vienen en todas las formas y tamaños.

Fuente: POLÍTICA | https://www.lanacion.com.ar/
Conmovedor. De paseo, un perro descubrió algo misterioso en una conservadora abandonada y sus ladridos ayudaron al rescate

También te puede interesar

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.